Cuatro principios para vivir en el Señor.